Como Preparar una Entrevista

Llega antesentrevista
Siempre es mejor esperar a ser esperado, y además eso habla muy bien de ti profesionalmente.

Vístete de acuerdo a la empresa
Todo el mundo te dirá que siempre lleves traje, si eres hombre, pero hay lugares especiales como agencias de publicidad y algunos medios donde vestir tan formalmente puede ser contraproducente. Trata de vestir de una manera en la que te sientas cómodo pero formal respetando los códigos de vestimenta de la empresa.

Lleva CV y carpetas/portafolios/trabajos
Es importante que lleves una copia extra de tu CV, aunque ya lo hayas enviado por mail. Muchas veces es para entregárselo el entrevistador o a tu futuro jefe, para que lo tengan presente durante la entrevista. Además, un portafolio o carpeta de trabajos (contables, artísticos o de otra índole mientras no manejen información confidencial) no está nunca de más.

Trata de controlar los nervios
Es inevitable que en algún punto durante la entrevista nos pongamos nerviosos. Trata antes de la entrevista de visualizarte en esa situación y de imaginar que preguntas te podrían hacer y piensa en respuestas que podrías dar. Recuerda que los temas que se van a tocar en la entrevista son los que presentaste en tu CV y siendo cosas que tu sabes y que hiciste deberás de poder contestarlas con cierta fluidez.

Pregunta todo
Por lo general no se habla abiertamente ni de sueldos reales, ni de fechas de entrada, ni de segundas entrevistas. Por alguna razón extraña, esperamos a que el entrevistador nos lo diga, pero muchas veces eso no pasa. Siempre es necesario preguntar acerca de entrevistas futuras en el proceso, tiempo para entrar formalmente y conseguir papeles, si será por honorarios o nómina y cualquier otra duda. No se ve como ignorancia, sino como interés.

Trata de hacer plática de otro tema
Siempre es bueno caer bien. No vas a salir siendo el mejor amigo de tu entrevistador, pero aunque no quedes en aquel empleo tendrás un nuevo contacto.

Recursos humanos vs. tu próximo probable jefe
La mayoría de las veces el primer contacto que tenemos con la empresa es por medio del área de RRHH, que es un primer filtro para revisar nuestros datos y constatar que cumplamos con los requisitos. En mi experiencia las entrevistas más productivas son las que se tienen con los probables jefes. Realmente uno debe dejar claro lo que espera y lo que aportará.

No mientas
Suena muy obvio, pero no lo es. Muchas veces tendemos a adaptarnos a lo que esperan en un trabajo de nosotros. Así que si hablan de tal programa, proceso o habilidad que se requiere para el puesto, tendemos a decir que sí podemos, aunque en realidad estemos a medias en aquellos conocimientos. En algunas ocaciones puede funcionar para conseguir el empleo, a la larga puede ser contraproducente al no gustarnos lo que hacemos o al enredarnos con cosas que no dominamos. Aquí no te confundas, puedes mencionar que tienes toda la actitud y disponibilidad de aprender para complementar tus conocimientos.

Kind mit Muskeln / Stärke SelbsbewusstseinTranquilízate
Por lo general, el proceso de selección de las empresas es relativamente justo. Si eres el adecuado, lo más seguro es que obtengas el trabajo. Si no, toma lo que aprendiste como una experiencia para mejorar ciertos puntos y buscar otras áreas de oportunidad.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Participa haciendo el Test de Autoeficacia